Saltar al contenido
Astrología.wiki

Luna en Aries

la luna en aries

La Luna gobierna el yo emocional, así que cuando la Luna está en Aries, ¡cuidado! no es conocido por su moderación. Son impulsivos y entusiastas. Si una idea les golpea, son los primeros en el camino para hacerla realidad, sin detenerse a pensar en los obstáculos que puedan estar en el camino.

Espontáneos y decididos, dejan que su corazón gobierne su cabeza.

La luna en Aries es feliz, optimista e impaciente. Viven por el momento, olvidando todo lo demás. La gratificación instantánea es su segundo nombre. Son apasionados y no tienen reparos en compartir lo que sienten. Al mismo tiempo, pueden ser muy independientes.

No les gusta aceptar un no por respuesta. Tienen la confianza en sí mismos para salir a la calle y quieren causar una buena impresión. Sutil no describe este Signo. Están bien preparados para enfrentar desafíos que pueden destruir a personas de menor tamaño.

Son inteligentes y a menudo abordan sus situaciones con un ángulo novedoso. Ocasionalmente hay unos pocos que pueden culpar de todo a otras personas.

Se lo toma todo personalmente, pero no guardan rencor. Si se sienten despreciados, estallarán de rabia y se lo harán saber a los responsables. Sus emociones pueden cambiar rápidamente, y pueden hacer algunos berrinches espectaculares.

Estos arrebatos emocionales por lo general terminan tan rápido como comenzaron. Normalmente no se toman el tiempo para considerar las consecuencias de sus acciones. Parece que son capaces de ignorar todo lo que sale mal y seguir adelante. Tienden a calmarse a medida que envejecen.

Se aburre fácilmente. Se les ha acusado de provocar enfrentamientos sólo para mantener las cosas interesantes. Si vives con una persona con la luna en Aries, tenlo en cuenta.

Puede hacer que sea más fácil lidiar con el drama que está destinado a ocurrir. Les gusta salirse con la suya, y pueden resentirse de cualquier autoridad que no sea la suya. En el peor de los casos, puede ser demasiado confiado, agresivo, indulgente y temerario.

En el mejor de los casos, pueden ser inspiradores, amables, comprensivos, generosos e incansables con una causa.

Tiene un problema para diferenciar entre una necesidad y un deseo. Si lo quieren, sienten que lo necesitan con todo su ser. Esto puede ser un problema por gastos excesivos u otros vicios.

Son encantadores, incluso cuando están en medio de una crisis personal que tiene a todos sus amigos luchando para ayudar. En medio de estas frecuentes «crisis», rara vez sienten preocupación por las necesidades de los demás.

En el lado bueno, la Luna de Aries no es probable que se enfurruñe si no se sale con la suya. También juegan limpio, no manipulan a los demás a través de la astucia o el engaño. Tienen un aura de inocencia a su alrededor.

Pueden lograr lo que muchas otras personas quieren, pero no aprovechan la oportunidad de conseguirlo. Les gusta la idea de tener poder, y probablemente lo manejarán bien, aunque sea un poco pesado.

El hombre con la Luna en Aries

Los hombres con la luna en el signo de aries son entusiastas hasta cierto punto. A veces irritables y con arrebatos de ira. Insiste en su propio camino, desobediente a los superiores, independiente y autosuficiente.

Muy espontáneo, optimista, valiente, práctico, de naturaleza cambiante, de temperamento rápido, impulsivo y aficionado a los viajes.

La mujer con la Luna en Aries

Estas mujeres tienen un cuerpo musculoso y fuerte. Ambicioso, de temperamento rápido, de mente enojada, fácilmente influenciado por la adulación y muy egoísta. La vida matrimonial no suele ser feliz.

Sufre de preocupación mental, ansiedad, trastornos cerebrales en la última parte de su vida. Dolores de cabeza y problemas de visión. Les gusta el trabajo duro.

Estallidos lunares

La Luna en Aries tiene una cualidad iluminada que puede hacer que sean buscados como compañeros sociales. Serán capaces de poner en marcha a los que están en baja marea con su brillante carisma.

Pero necesitarán estimulación a cambio, o pronto los verás buscando la salida. Lo único que no soportan por mucho tiempo son las situaciones restrictivas o aburridas.

Necesitarán una pareja romántica que no se deje intimidar fácilmente por sus fanfarronadas. Después de una discusión catártica, será el momento de hacer las paces, y entonces la ardiente pasión de la Luna de Aries resurgirá. Si puedes soportar que te quemen de vez en cuando, probablemente será un momento inolvidable.

La luna en otros signos

La luna en las casas astrológicas