Saltar al contenido
Astrología.wiki

Cáncer en Casa 2

cancer en la segunda casa

Una persona con cáncer en la casa 2 es ingenioso, sensible a las necesidades de otras personas y es racional. Es capaz de obtener beneficios, aprovechando las debilidades y oportunidades de otras personas, tiene un estilo único y la capacidad de adaptarse a las circunstancias.

Es una persona orientada a objetivos, que dirige su energía a la satisfacción de sus instintos propietarios y a la obtención de capital. A pesar de su capacidad de beneficiarse, esta persona está aterrorizada por la pobreza y busca consolidar su posición financiera con todas sus fuerzas.

En el trato con las personas, él es emocionalmente afectuoso, esforzándose por absorber literalmente la energía y las emociones de las personas cercanas. En general, esta persona tiene un instinto muy desarrollado, busca poseer todo de una vez, y la idea de gastar su capital lo lleva a la confusión.

Su mundo está claramente dividido en dos partes: que está contento y que se sorprende e irrita. A partir de la segunda parte de su vida intenta encerrarse, escondiéndose como si fuera un caparazón, tratando inconscientemente de borrar los fenómenos desagradables para sí mismo, incluso de sus propios pensamientos.

¿Quieres un informe de tu Carta Astral?

Se incluye:

  • Gráficos de todas tus posiciones astrales.
  • Explicación de todas y cada una de tus posiciones.
  • Contacto con nuestra astróloga.
  • Posibilidad de una consulta personalizada.

Formulario para Carta Astral

  • Si no realizas el pago no se enviará el informe.
  • El envío del informe se realiza en el transcurso de 4 días laborales.

Cuando se enfrenta a la idea de la indivisibilidad del mundo circundante y se da cuenta de la necesidad de coexistir con fenómenos desagradables, cae en la desesperación.

Esta persona tiene que aprender a convivir, reescribiendo dolorosamente sus propias ideas sobre el bien y el mal, agradable e inútil. Su inestabilidad emocional puede llevar a la desorientación y a la pérdida de sus propias ideas sobre la realidad circundante.

Con el desarrollo negativo, las estrechas inclinaciones de un misántropo, que no está interesado en nada ni en nadie, pueden desarrollarse en esta persona. Con un desarrollo positivo, tal persona, por el contrario, se vuelve cariñosa, atenta, pero al mismo tiempo algo bulliciosa e intrusiva.

Una especie de pariente lejano, algo incómodo, pero hospitalario y tratando de complacer a todos tanto como sea posible.

Si es necesario, esta persona puede dar un paso sin precedentes y deshacerse completamente del bien acumulado. Sin embargo, esto sucede con él extremadamente raramente, ya que esta persona es extremadamente cuidadosa y razonable, en parte porque financieramente a menudo tiene altibajos. La sociabilidad y la practicidad natural pueden hacer de esta persona un buen agente de comercio o figura pública.

Los demás signos en la casa 2